Cúrcuma con miel de abejas: un remedio que no tiene precio

La cúrcuma es una especia sumamente importante de la india, la cual se ha diversificado en todo el mundo y se ha vuelto bastante fácil de adquirir.

Aunque sirve para una gran cantidad de recetas culinarias bastante buena, son pocos los que saben sus propiedades medicinales. En el ingrediente medicinal por excelencia.

En la actualidad, se ha popularizado el consumo de la medicina natural. Es bueno que sepas, que esta especia, mezclada con miel de abeja, se han vuelto supra alimentos bastante especiales.

Además de ser fáciles de adquirir y costear, sus propiedades juntas, repotencian los efectos de la medicina natural.

Cuando mezclas ambos ingredientes tienes un producto anti inflamatorio natural, capaz de matar bacterias y promover defensas. Suena como que puedes usar también algún fármaco fácil de adquirir. Sin embargo, esta medicina natural, así como muchas, evitan los efectos secundarios.

Por otro lado, consumir este remedio ayuda enormemente en la digestión y fortalece la salud general. No debemos dejar de elaborar una receta denominada, “Miel de oro”.

Un remedio como ningún otro en todo el mundo, que desde tu hogar puedes elaborar rápidamente. Aquí te explicaremos cómo hacerlo.

Prepara tu miel de abeja y fortalece tu salud general, aquí tienes la receta:

Ingredientes:

100gr de miel pura de abeja, jamás puedes usar productos procesados ya que pueden llegar a perder muchas de las propiedades que precisamente vas a necesitar.

Una cucharada de cúrcuma en polvo, en la tiendas de especias la consigues sin inconveniente.

El remedio en cuestión, consiste en mezclar los 100gr de miel con la cucharada de cúrcuma. Cuando tengas tus señales de gripe o algún malestar, elabora y consume este remedio.

Debes tomarlo en 3 días en esta dosis:

Día 1: media cucharadita cada hora.

Día 2: media cucharadita cada 2 horas.

Día 3: media cucharadita cada 3 horas.

No debes tragar, cuando consumas cada cucharada, deja que se disuelva sola en tu boca.

Este remedio sirve incluso para problemas respiratorios, puedes usarla si sufres hipertensión, hemofilia ya que ayuda regulando la presión arterial, además depura el organismo ayudando a reducir el azúcar y colesterol en la sangre.

Sin embargo, si ya padeces diabetes, deberás consultar con el médico antes de aplicarlo.

Te recomendamos evitar esta medicina si sufres de la vesícula biliar. Consume antes de cada comida para una mejor digestión y por supuesto, no dejes de compartir con tus conocidos.