Cómo quitar manchas de aceite de la ropa

Mantener nuestras prendas pulcras es importante para la presentación ante las personas. La ropa limpia y arreglada es señal de buena presencia y causa mayor confianza e impresión.

Quienes no tienen su ropa arreglada o mantienen arrugas en la misma dejan mucho que pensar.

Por tal motivo, diariamente buscamos cuidar el modo que vestimos, evitar las molestas manchas que nos ocurren por accidente a causa del aceite.

Hay diversos productos que pueden usarse para combatir muchas manchas de este tipo, puedes intentar primero considerar absorber la mayor parte posible con un papel y aplicar algo de talco o sal. Deja que aguante un rato y retiras. Frotas algo de jabón en la prenda con ayuda de un cepillo y está listo.

Así como este, hay diversos métodos más que no debes dejar de aplicar, aquí te dejaremos los más útiles en caso de tener manchas muy complicadas. No dejes de intentarlos.

 Combate eficazmente las manchas complicadas de tus prendas en un santiamén, con ayuda de estos trucos.

Aceite en prendas: pasa que cuando hay manchas grandes, el truco previamente explicado (añadir talco durante unos minutos) no funciona completamente. Es necesario aplicarlo durante horas y retirar frotando el jabón con lavavajillas.

También puedes aplicar algunas gotas de alcohol durante unos 3 minutos sobre la mancha, luego remoja en agua 10 minutos. Realizado cualquiera de estos métodos, puedes proceder a lavar a mano, frotando suavemente la ropa, repite al menos 2 veces hasta que la mancha termine de salir.

Telas delicadas: en tejidos tales como gamuza o ente, es recomendable aplicar sal sobre la mancha y dejar reposando al menos 3 horas. De ahí, frota suavemente con un cepillo en ambos sentidos y procedes a lavar.

Aceite en vaqueros: los mejores productos para eliminarlo es usar lavavajillas antes de lavar, remojar en jabón de barra, aplicar talco o bicarbonato.

Tus zapatos también son parte de tus prendas diarias, por lo tanto merecen igual tratamiento que el que aplicas al resto de tu ropa. Para los diferentes tipos de zapatos, tienes algos métodos diversos.

Zapatos de piel: diluye 2 cucharadas de champú con medio litro de agua caliente. Usa la mezcla con un paño y frota sobre la mancha. Retira lo sobrante con paño húmedo.

Zapatos de cuero sintético: aprovecha las propiedades del lavavajillas. En caso de que sea cuero oscuro, puedes frotar el interior de una cáscara de plátano o cambur para retirar adecuadamente la grasa.

Zapatos de tela: son muy sencillos de limpiar. Aplica talco y deja que este absorba la mancha. Elabora una mezcla con agua tibia, jabón neutro y bicarbonato de sodio. Aplica sobre la mancha y retira cepillando suavemente.

Las manchas podrán ser retiradas con estos métodos sencillos, mientras más rápido se retiren será mucho más eficientes.