Aprende los 10 consejos para curar una casa enferma – mantener un hogar sano y libre de energías negativas

Si bien, lo más importante en esta vida es tener salud, ya que esta es la que nos permite poder desempeñarnos en lo que más nos gusta, así como también trabajar, conocer y salir a recorrer cualquier espacio de nuestro entorno.

Sin embargo, no solo es una cuestión física, sino que también hay que hablar de las energías que llevamos, trasmitimos y depositamos a nuestro alrededor.

Es muy cierto que una persona positiva y optimista, le va mejor que a una persona que está totalmente negada a las posibilidades.

Las malas energías, malas vibras, envidia y todos estos aspectos negativos que puede tener una persona, es mejor mantenerlos alejados de nosotros.

Pues esto solo acarrea problemas y nos hace cargarnos de este peso, disminuyendo así nuestra propia energía y alejándonos de nuestras metas.

Sigue estos consejos para que en tu casa reine la armonía

Además, estar con alguien que es extremadamente negativo también nos puede hacer sentirnos agotados, tanto física como mentalmente.

Y si no llenamos de este tipo de energía la depositaremos en los nuestros y en nuestro espacio, en especial en nuestra casa.

Cuando una casa está cargada de vibras negativas se puede percibir y en este caso solo iremos empeorando por no salir de ese espacio.

Por ello aquí te damos varios consejos para que liberes tu casa de estos aspectos negativos:

Usa los colores correctos. En los lugares de descanso emplea colores fríos, mientras que, en las zonas como el comedor o la cocina, usa colores vivos.

Evita aparatos en tu habitación. No tengas aparatos eléctricos que te distraigan en tu área de descanso, evita los televisores, celulares y computadoras.

Preocúpate por la ventilación. Una casa con buen paso de aire, es un lugar más ameno y agradable.

Área de descanso. Haz que tu habitación sea el lugar ideal para descansar sin problemas, no lo llenes de objetos ni lo mantengas desordenado.

Usa decoración agradable. Desecha todo lo que te traiga recuerdos negativos y emplea decoración divertida o que te cause buena sensación.

Sé minimalista. La decoración minimalista es buena para reducir el estrés visual, ya que menos, es más.

Iluminación. Evita que tu casa se mantenga a oscuras, usa más entradas de luz natural e iluminación en los espacios donde es necesario.

Orden y limpieza. Un hogar ordenado y limpio siempre es más próspero, además de causar menos estrés e incomodidad, la limpieza también purifica las áreas en cuanto a buenas energías.

Haz tu cama. Mantener el orden en este espacio es muy importante.

Ten plantas naturales. Estas hacen que el espacio se sienta más fresco.

Sigue estos consejos y comienza a mejorar cada área de tu hogar. Comparte esto en tus redes sociales.